web analytics

06
Ago

Relato: “una mañana con dos travas”

Papi, podes venir? La forma en que me lo pidió hizo que dejara todo pendiente esa mañana. Entré y salí volando del banco de Córdoba y aprovechando que mi mujer estaba en Bs As me fui para su casa….
Tamara es una travesti muy especial. No coge por plata, aunque alguna que otra vez me tuve que quedar encerrado en su dormitorio mientras ella le chupaba la pija a algún conocido que le dejaba una propina, desde la primera vez que nos vimos pegamos onda, garchábamos a lo bestia y siempre buscábamos una fantasía para hacer. Su juego favorito era recibirme, generalmente con una pollerita tableada, una micro tanga, saltarme encima, rodear mi cintura con sus piernas y mientras yo le metía la lengua hasta el fondo mis manos le agarraban las nalgas. Después de semejante recibimiento, llevaba a la nena hasta el dormitorio pero en vez de darle la mano le metía un dedo en el ojete y así la llevaba.
Si bien ella era pasiva, en los juegos pre o post cogida, solía meterle la mano completa en su culo, que se tragaba todo, y su pijita se ponía muy dura entonces yo la pajeaba hasta hacerla acabar. Pensaba que ese día iba a ser igual, toco timbre, me abre y estaba con su pollerita roja, se me sube, me abraza, “suerte que viniste amor, te necesitamos” me dijo mientras le besaba el cuello. El plural me sorprendió, me descolocó. Miro para todos lados y en un rincón del living había un chico de rasgos muy delicados, en corpiño y tanga, maquillado mirándonos. “Papi te presento a Alex”, soy Vero ¡!! dijo el muchacho y la corrigió” Yo atiné a responder el saludo, la cabeza me laburaba a mil y ya tenía la pija redura.
Vero se acercó para darme un beso, muy dulce. “Encontró a su novio con otro y se fue de la casa, y pensé que a lo mejor la podemos entretener”. Yo ya estaba hirviendo, Tamy me suelta y se baja y automáticamente meto la mano, le corro la tanguita y meto el índice en el culito para llevarla al dormitorio, Vero estaba del otro lado viendo la escena y cuando meto la mano entre su culo y la tanga para hacer lo mismo con ella mi mano se encuentra con la base de un consolador que ella tenía metido, “estábamos jugando” me dicen las dos riéndose y haciéndose las nenas.
Ya en la cama Tamara me dice que su amiga es muy pasiva mientras yo le sacaba el consolador del culo, me quedó la duda porque de la tanga asomaba semejante poronga, me besaron las tetillas, yo me comí las tetas de Tamara y los pechitos de Vero, entre las dos me chuparon la pija y cuando todo estuvo a punto pongo a mi chica boca abajo y la ensarto de una. De repente siento la lengua de Vero bajar por mi espalda jugar en mi culo y seguir hasta los huevos, se va para adelante y le pone la poronga en la boca a mi chica. Después de un rato y viendo que la pija de Vero seguía hecha una piedra saco mi pija del culo de Tamara para que la amiga la empome, Tamy boca abajo la amiga bombeándola y yo empiezo a cogerme el culito de Vero, que a pesar de haber tenido el consolador estaba apretado.

En ese trencito Vero empezó a gemir, a pedir más y más pija y Tamara medio que se puso celosa. Para aplacar los ánimos no se me ocurrió mejor cosa que acostarme boca arriba y pedirle a Tamara que se me sentara encima y a Vero que se la diera a chupar. Las chicas estaban recalientes; de repente Vero se pone detrás de Tamara y siento su pija rozar con la mía, hacer presión en la puerta del ojete y entrar. Fue raro sentir el contacto con otra pija, pero de inmediato empezamos a taladrar el culo de Tamara que balbuceaba incoherencias, estaba sacada bombeamos mientras las bocas se chupaban las lenguas, las manos manoseaban tetas, nalgas, huevos.
Un grito anunció que Vero empezaba a llenarle el culo de leche a la amiga y al mismo tiempo yo me empecé a vaciarme también. Segundos después sentí algo caliente sobre mi panza y mi pecho, era la leche de mi Tamy. Vero se salió del culo lo mismo que yo y Tamara se puso a chuparnos las pijas y los huevos hasta dejarlos limpitos. Vero estaba boca arriba, su amiga le puso el culo a la altura de la cara y empezó a vaciarle la leche con la lengua y cuando terminó me lamió toda la leche que derramo Tamara en mi abdomen. Quedamos los tres tirados en la cama hasta que la dueña de casa se levantó para hacer café, cuando salió Vero puso su cabeza en mi pecho no mimamos un poco y nos dormimos.
Nos despertaron los gritos de Tamara llamándola putita roba hombres a su amiga con lo cual me puse a hacerle mimos hasta que se calmó y termino la discusión dándole un beso a su amiga. Vero quería ver cómo le metía la mano en el culo a su amiga, terminamos el café y empezamos a meterle vaselina en el culo a Tamy, cuando estuvo a punto empecé a meter de a uno los dedos hasta que el anillo del ojete me quedó de pulsera. Como estaba en cuatro, Vero se coló por debajo y le empezó a chupar la pija, que estaba dura pero no daba para otra acabada, después se puso ella también en cuatro ofreciéndome el culo, le apoye la punta de la pija y solita se la fue clavando y después empezó a moverse para adelante y atrás. El espectáculo era alucinante, las dos en cuatro patas, besándose, una con mi mano derecha metida en el culo y la otra ensartándose mi pija, cuando no pude aguantar más le llene el culo de leche a Vero y como pude saque mi mano del culo de Tamy que quedo como una O de abierto. Nos tiramos los tres en la cama con los cuerpos manchados de semen, vaselina y transpiración acariciándonos y besándonos, esta vez fue Tamara la que le chupó el culo a la amiga para sacarle la leche y después me limpió la pija con la boca. Sin darnos cuenta habíamos estado toda la mañana de fiestita y yo tenía que atender mi laburo.
La dueña de casa me invitó a ducharme con ella, le agarro la mano y fuimos, mientras estábamos en la ducha me enjabonó con mucha dulzura, la empecé a besar, estábamos muy acaramelados cuando Vero corre la cortina “yo no acabé” protesto y su pija lo confirmaba. Tamy no quería saber nada de otra cogida así que se arrodilló y le dio flor de mamada, yo terminé de ducharme mientras la pendeja le cogía la boca a la amiga y terminaba llenándosela de leche en medio de espasmos, Tamara se puso de pie y le planto flor de beso, la leche se les escapaba entre los labios. Me hubiese encantado quedarme todo el día pero no podía.
Me vestí mientras las dos se metían en la cama y se quedaban medio dormidas, les di un beso a cada una y me fui. Al día siguiente me llama Tamara para avisar que Vero se había ido a Buenos Aires a ver unos amigos, meses después se fue a España y se le perdió el rastro. Con Tamara seguimos cogiendo mucho tiempo hasta que ella empezó una relación formal con un señor, que me presentó y a partir de ese momento quedó una linda amistad (sin derechos). Hace un par de años se fueron de la ciudad de Córdoba y siguen felices. Y yo tuve otras experiencias con travestis y cross, pero esta fue la más fuerte……. Hasta hoy.

COMPARTAN SUS RELATOS GAYS Y TRAVAS DANDO CLICK AQUI

3 Comentarios calientes a “Relato: “una mañana con dos travas””

  1. 1
    waooo comenta:

    exelente me exitan las travas como dicen saludos desde venezuela

  2. 2
    hector comenta:

    de pensar en esos culos caliente me estoy pajeando frente a la compu

  3. 3
    Alejandro comenta:

    Como a mi le gusta que le metan toda la mano en el culo, y si te la maman hasta acabar es el paraiso de placer

Deja un comentario muy caliente

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.


El contenido de los videos y fotos no es responsabilidad de Gaysenargentina.com sino de los usuarios que aqui los presentan. Entrada prohibida a menores de edad, si eres menor te pedimos que abandones la pagina y si es Ud padre informese.